Política | Ariel | AMACC | cine

Por falta de presupuesto, se cancelaron los premios Ariel 2023

La situación económica en México ha provocado una crisis en la industria cinematográfica. Ahora el AMACC anunció que cancelará los premios Ariel de 2023.

Una crisis de película

A lo largo de este año, México se ha sumido en una crisis financiera fuertísima. Misma que, tristemente, se está llevando entre las patas a la industria cinematográfica mexicana. O al menos eso fue lo que dio a entender Leticia Huijara, la presidenta de la Academia Mexicana de Artes y Ciencias Cinematográficas (AMACC) después de anunciar que, por falta de fondos, la academia se vio en la necesidad de meterle freno de mano a ciertas actividades que tenían planeadas, entre ellas, la convocatoria y la ceremonia de los premios Ariel 2023.

¿Qué son los Ariel?

En caso que andes perdidx, te contamos rápidamente que, desde 1946, este reconocimiento fue creado por la Academia Mexicana para premiar a las y los profesionales de la industria cinematográfica mexicana: desde directores, intérpretes y técnicos, hasta productores que se han rifado en su chamba. Por lo general, los premios Ariel suelen dividirse en categorías que van desde: el mejor largometraje y cortometraje documental; mejor cortometraje de animación; mejor música original; mejor vestuario; mejor dirección, mejor guión original; mejor película, entre otros. O sea, son nuestros Óscars.

Es muuuy probable que en algún momento de tu vida hayas topado cómo se ve este premio: se trata de una estatua de un hombre que parece que está a nada de emprender vuelo; y que, por cierto, fue diseñada por el importantísimo escultor mexicano, Ignacio Asúnsolo. ¿Y por qué se llama Ariel? Se supone que el nombre de este galardón fue inspirado en el libro de José Enrique Rodó, en el que un personaje llamado Ariel simboliza los ideales de unidad y defensa de la cultura latinoamericana.

El séptimo arte está en el olvido

Si tuviéramos que señalar a algún culpable por esta situación, Huijara no dudó ni por un momento en apuntar al Estado, quien a pesar de haber sido uno de los principales motores y sostenes de la AMACC por un ratoooote, ahora parece ser que ha optado por dejar a un lado el séptimo arte, pues ha disminuido considerablemente los recursos públicos que solía destinar para el fomento y la difusión del cine. "Pareciera que la cultura junto al séptimo arte ya no son prioridad", fueron las palabras de la presidenta en un comunicado.

Nada más para que te des una idea de lo grave que está la situación: día antes de que la AMACC emitiera este comunicado, el Festival Internacional de Cine de Guadalajara anunció, a través de sus redes sociales, que el gobierno jalisciense buscaba "asfixiar" su 38º edición, ya que tenía en sus planes reducir más del 70% del presupuesto contemplado para la realización de este evento.

Además, este es un problema que se ha repetido durante los últimos meses en otros eventos como el Bajío International Film Festival, el International Queer Film Festival Playa del Carmen y Cuórum Morelia, por mencionar algunos.

¿A dónde vamos a parar?

Con todo y crisis, todo parece indicar que los cinéfilos mexicanos no están listos para rendirse. Tal y como se dio a conocer en el comunicado, la AMACC planea tomarse los próximos meses para reorientar sus esfuerzos y encontrar, en medio del caos, una certeza financiera que abra el camino para la realización de futuras actividades académicas.

"Hacemos un atento llamado a todos los sectores a cerrar filas en torno a la AMACC, a reforzar la cohesión dentro del gremio cinematográfico y a seguir defendiendo, así como fortaleciendo, este y otros espacios de reflexión libre e independiente sobre el cine mexicano", fue como concluyó su comunicado Huijara.

Suscribite a newsletter

¡Suscríbete a nuestro Newsletter!

Suscríbete y recibe todas las mañanas en tu correo lo más importante sobre México y el mundo.

SUSCRÍBETE

Temas

Deja tu comentario