Global midterms | Senado | Donald Trump

¿Qué panorama están dejando las midterms en Estados Unidos?

Mientras los demócratas resisten en el Senado, los republicanos llevan la delantera en la Cámara de Representantes.

Han sido unas midterms cardiacas…

Si hay algo que van demostrando las midterms —que, por cierto, puedes seguir aquí en vivo y a todo color— es que, a pesar de que los republicanos han ganado bastante representación, los demócratas han logrado resistirse a la temible “ola roja” que Donald Trump pronosticaba hace unos días. Esto gracias a que numerosos estadounidenses se negaron a apoyar a algunos candidatos republicanos con posturas extremistas —ya vimos cómo puede acabar esto del extremismo… ¿alguien dijo asalto al Capitolio?—.

¿Perdidx con las midterms? Va de nuez

Ayer, millones de estadounidenses emitieron su voto para elegir qué partidos quieren que ocupen los 435 puestos de la Cámara de Representantes —la cámara baja de Estados Unidos—, así como 35 asientos del Senado; y 36 de los 50 estados eligieron a sus gobernantes ¡Pero eso no es todo! El mismo día se eligieron numerosos representantes locales del país.

Ahora sí, tomémosle el pulso electoral a Estados Unidos

Si resumimos los resultados preliminares, podremos notar que los republicanos podrían conquistar la Cámara de Representantes; aunque, eeeso sí, los demócratas han resistido en el Senado.

Vamos por partes… Para la noche del 9 de noviembre, la Cámara de Representantes mantuvo una mayoría del Partido Republicano de 207 curules frente a los 189 del Partido Demócrata. Como recuerdas, el número mágico para alcanzar la mayoría en la Cámara Baja es de 218.

Por ello, los demócratas andan comiéndose las uñas del nervio, ya que si los republicanos logran apoderarse de la Cámara de Representantes, procederán a hacerles la vida imposible, pues contarían con las herramientas necesarias para bloquear sus iniciativas legislativas y poner a la actual administración del gobierno de Joe Biden bajo la lupa.

¿Y en el Senado? La cosa está reñidísima y ninguno de los dos partidos quiere dar su brazo a torcer. De los 100 espacios que hay en la Cámara Alta, hasta ayer 48 eran demócratas y 49 republicanos, con luchas sin cuartel en Nevada y Arizona, donde todavía no hay nada para nadie.

Respecto a Georgia, ¿te acuerdas que te contamos que podía ser la manzana de la discordia? Al final, el senador demócrata Raphael Warnock y su retador, el republicano Herschel Walker, se irán a segunda vuelta en diciembre porque ninguno de los dos superó el 50% de las preferencias.

*Problemas técnicos*… ¡ya volvemos!

Otro factor que agregó suspenso el día de ayer fue que, las máquinas de votación que se encontraban en algunos condados de Texas y Arizona —que son regiones republicanas/conservadoras— se averiaron. Como era de esperarse, Trump se agarró de esta falla técnica para esparcir dudas respecto a la claridad que se tiene en el proceso electoral. ¡Por cierto! Ya que estamos hablando sobre el repúblicano naranja, hay un detalle que no nos puede faltar…

¿Trump 2024?

Pues more or less. Si bien es cierto que el expresi republicano logró posicionar su nombre una vez más en unas elecciones de la unión americana, es cierto que las cosas no le salieron como él esperaba.

Por otro lado, la reelección del republicano Ron DeSantis como gobernador de Florida dio mucho que hablar, ya que muchos consideran que lo catapultó como el favorito del partido rojo a las elecciones presidenciales del 2024.

Suscribite a newsletter

¡Suscríbete a nuestro Newsletter!

Suscríbete y recibe todas las mañanas en tu correo lo más importante sobre México y el mundo.

SUSCRÍBETE

Deja tu comentario