Ser fifí te da ventajas en los juzgados

Después de que le cayera una demanda, Juan Carlos I, exrey de España, pidió que lo juzguen donde más le conviene. 

Si te van a juzgar, mínimo que sea donde te sientas más a gusto. Así lo cree el abogado de  Juan Carlos I, quien fue rey de España desde 1975 hasta su abdicación en 2014, después de que la expareja de su cliente, Corinna zu Sayn-Wittgenstein-Sayn, lo demandó por daños y perjuicios, alegando que el exmonarca la espió y acosó en su momento. Al respecto, la defensa argumentó que su cliente, al tratarse de alguien de la realeza, no puede ser juzgado por las cortes inglesas ya que no tienen jurisdicción y que cualquier cosita, mejor la chequen con las autoridades españolas; esto porque existe una ley británica de inmunidad del Estado de 1978. Pero los abogados de Corinna afirmaron que como el señor había renunciado a su condición de soberano cuando abdicó, ahora no tiene derecho a esta inmunidad. Aún así, el abogado declaró que “no es ni puede ser de interés público del Reino Unido que sus tribunales juzguen las acusaciones formuladas contra Su Majestad”. 

Suscribite a newsletter

¡Suscríbete a nuestro Newsletter!

Suscríbete y recibe todas las mañanas en tu correo lo más importante sobre México y el mundo.

SUSCRÍBETE

Deja tu comentario